spot_imgspot_img

Cuidado de la piel: ¿Pueden las vitaminas darle una piel radiante?

Cuando se trata del cuidado de la piel, solemos centrarnos principalmente en aspectos externos como limpieza, tonificación, hidratación, etc. Pero al igual que los demás órganos de su cuerpo, su piel también se ve afectada por su salud interna.

Las vitaminas desempeñan un papel vital en la renovación celular, la reparación del daño del ADN, la utilización de otros nutrientes, la estimulación del sistema inmunológico, etc. Por lo tanto, si su cuerpo tiene poco suministro de estos nutrientes esenciales, puede aparecer en su piel como deshidratación, arrugas, o en el peor de los casos, infecciones.

Nos pusimos en contacto con varios expertos en el tema y realizamos una búsqueda cuidadosa en internet, para brindarle una lista de vitaminas que puede agregar a su dieta para lograr una piel sana y radiante.

Vitamina A
 

Esta vitamina soluble en grasa se encuentra comúnmente en forma de betacaroteno en alimentos y suplementos. Un potente antioxidante, es uno de los ingredientes más utilizados en protectores solares, sueros antienvejecimiento, humectantes, etc. La vitamina A no solo le ayuda a tener una piel joven y bien hidratada, sino que también puede ayudar a combatir problemas de la piel como el acné.

Beneficios

– Facilita el crecimiento celular y la renovación celular, lo que rejuvenece tanto las capas superiores como inferiores de la piel (dermis y epidermis).

– Aumenta la producción de colágeno que suaviza la piel, minimizando las líneas finas y las arrugas.

– Elimina los radicales libres de la piel, minimizando así el daño causado por los dañinos rayos ultravioleta del sol.

– Estimula las glándulas sebáceas de la piel para que segreguen aceite, manteniendo así la piel hidratada.

– Promueve la cicatrización más rápida de heridas y refuerza el sistema inmunológico innato de la piel.

Vitamina C

También conocida como ácido ascórbico, esta vitamina soluble en agua está presente en grandes cantidades en la piel de personas sanas. La vitamina C protege tu piel de múltiples formas. Aunque la deficiencia de vitamina C es poco común, puede causar estragos en la piel.

Mira esto:  Moda: ¿Cómo crear la marca de agua en tus uñas?

Beneficios 

– La vitamina C es crucial para el buen funcionamiento del sistema inmunológico y ayuda a reducir la inflamación.

– También es un poderoso antioxidante y puede ayudar a prevenir el cáncer de piel. 

– Promueve la síntesis de colágeno, que mantiene la piel firme y ayuda a curar heridas y cicatrices. 

– La ingesta suficiente de vitamina C también puede ayudar a reducir el fotodaño causado por los dañinos rayos ultravioleta del sol. 

– La vitamina C es esencial para un tono de piel uniforme y una tez radiante. 

Vitamina E

Esta vitamina liposoluble tiene Excelentes propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. A menudo se denomina «poción mágica» para una piel sana y radiante cuando se aplica tópicamente. Pero una dieta rica en vitamina E es, con mucho, la mejor fuente de este nutriente beneficioso para la piel.

Beneficios

– Mantiene la piel hidratada, evitando así la sequedad y la irritación.

– Protege la piel de los daños causados ​​por los rayos ultravioleta del sol.

– Ayuda a reducir las manchas oscuras y las arrugas.

– Hace que tu piel luzca suave y fresca.

Vitamina D

Su cuerpo puede sintetizar la vitamina D cuando su piel se expone a la luz solar directa durante unos minutos todos los días. Sin embargo, la exposición prolongada a la luz solar puede causar cáncer de piel y, por lo tanto, no se recomienda especialmente sin un protector solar con FPS alto. La buena noticia es que también puede obtener suficiente vitamina D de fuentes dietéticas como se explica a continuación.

Beneficios

– Mejora la función de barrera de la piel y, por lo tanto, protege su piel de gérmenes y productos químicos nocivos.

– Bloquea la humedad, evitando la deshidratación de la piel.

– Mejora la inmunidad de la piel al estimular la producción de células del sistema inmunológico. 

– Regula la actividad de las células inmunes para prevenir la sobreactivación del sistema inmunológico.

– Tiene efectos antimicrobianos en la piel.

– Regula la producción de grasa a través de las glándulas sebáceas presentes en la piel.

Redactorhttps://elsaludable.online/
Redactor de noticias virales en la web y contenido valioso sobre salud y bienestar, con poderosas recetas de cocina bajo la manga y fan de los deportes.

Get in Touch

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_imgspot_img
spot_img

Get in Touch

2,983SeguidoresSeguir
0SuscriptoresSuscribirte

Latest Posts